Valladolid 18 de febrero de 2018.- Castilla y León ha obtenido tres títulos en el Torneo Estatal de Tenis de Mesa, tras subir a lo más alto del  podio tanto María Berzosa,  en benjamín femenino;  Daniel  Berzosa,  en alevín masculino, y Elvira Rad, en infantil femenino, todos ellos de Burgos.

En el caso de María Berzosa, mostró un dominio absoluto en la final que disputó hoy, en el pabellón Pisuerga de Valladolid, ante su contrincante, la gallega Sofía Couce, a la que se impuso por un contundente 3-0.

Más dificultades tuvo su hermano, Daniel Berzosa, en la final que jugó contra el catalán Marc Miró, al que ganó por un apretado 3-2. Y también Elvira Rad tuvo que emplearse a fondo para vencer a la otra finalista,  la catalana Jara Riera,  ya que la victoria se decidió en el  último set,  para dejar  el  resultado en el  3-2 definitivo.
El resto de los castellano y leoneses que llegaron a la fase final  tuvieron poca fortuna, pero aun así hay que destacar el papel realizado por Maitane Zuazua, también de Burgos, que cayó,  precisamente,  en semifinales, ante su compañera de equipo,  la a la postre
campeona, María Berzosa. En benjamín masculino, Bogdan Iankovsky no pudo pasar de
dieciseisavos de final, al igual que Aitor Colina y Marcos San Miguel, de Burgos, en alevín
masculino.
En juvenil masculino, Miguel Núñez y Francisco Ruiz, de Burgos, obtuvieron la novena y décima plaza, respectivamente, y en sub-23 masculino, otro burgalés, Rafael Sáez, caía en treintaydosavos de final, mientras que en femenino, la vallisoletana Laura Fernández, lo hacía en dieciseisavos de final. Por  último, en  la  categoría  de  Discapacitados  Intelectuales,  el  salmantino  Francisco Mangas cayó en semifinales, tras un gran torneo, mientras que Miguel Giménez y Enrique Quevedo, de Burgos, lograron la cuarta y quinta plaza, respectivamente.

Balance, por tanto, positivo, para un Torneo Estatal en el que el nivel es máximo, como se ha podido comprobar  durante estos tres días de competición y que,  un año más,  ha convertido a Valladolid en el referente del tenis de mesa, gracias al magnífico ambiente que se ha podido disfrutar entre deportistas, jueces y público, con la buena organización de la Federación de Tenis de Mesa de Castilla y León.

Su presidente,  José Luis Bermejo,  fue uno de los encargados de entregar  los trofeos, junto al presidente de la Federación Española de Tenis de Mesa, Miguel Ángel Machado, y el  vicepresidente, José María Heredia; el  delegado de Valladolid, Gregorio Pérez, y el gerente de la Fundación Municipal de Deportes, Francisco de Borja Lara.

Por  el  pabellón Pisuerga han pasado casi  500 deportistas de 165 clubes de España, desde  la  categoría  benjamín  hasta  sub-23,  además  de  las  tres  para  personas  con discapacidad,  que han disputado 2.000 partidos  en las  36 mesas  distribuidas  por  la cancha y,  cuyos  ganadores,  han sumado puntos para  los próximos Campeonatos de España que tendrán lugar en Antequera (Málaga) el próximo mes de junio.