3 de abril de 2023.- “Valladolid volverá a tener un evento internacional relevante con 13 países y cerca de 200 participantes”. Con estas palabras quiso dar la bienvenida a la Copa del Mundo de Freestyle Inline el concejal de Deportes, Alberto Bustos, en la presentación de dicho campeonato en la mañana de hoy en la Casa del Deporte. Un evento que se llevará a cabo con cuatro jornadas intensas desde el 6 al 9 de abril y que se ha dado en llamar la “Valladolid Lemons Battle”.

El anterior campeonato Copa del Mundo de Freestyle se disputó en diciembre de 2019, pero es que después, en 2021, Valladolid albergó también el Campeonato de Europa y en diciembre del pasado año la Liga Europea de clubes. Todo ello para constatar que la ciudad “es una plaza referencia para el patinaje y por ello fuimos reconocidos por la federación hace muy pocas fechas”, indicó Bustos.

Por su parte, Pablo López, presidente del club Rolling Lemons, organizador de la cita, y director nacional de Freestyle además de miembro de la federación europea de este deporte, indicó que “esta copa del mundo es como el Grand Slam de tenis con cuatro grandes competiciones en cuatro países de máximo nivel”.

El polideportivo Pilar Fernández Valderrama vivirá del 6 al 9 de abril la emoción del Inline Freestyle elevada a la enésima potencia. El pabellón vallisoletano se vuelve a convertir en el epicentro del patinaje internacional para acoger la ‘Valladolid Lemons Battle’, primera parada de la Copa del Mundo de este año; una vuelta al globo que tendrá también parada después en países como Corea Francia e Italia.

Así serán en total cerca de 200 deportistas, según los últimos datos, llegados de países como Brasil, Kazajistán, República Checa, Polonia, Francia, Alemania o Italia. Trece nacionalidades estarán representadas sobre una pista que retará a varios de los  mejores patinadores del planeta para servir un menú deportivo que contará con seis platos principales: Classic, Classic por parejas, Battle, Speed Slalom, Salto y Derrapes. Modalidades que buscarán medallistas desde el próximo jueves; día en el que arrancará la competición con la prueba de Classic Parejas.

La emoción servida en la ‘Valladolid Lemons Battle’ no sólo la brindará la competición en sí, sino también una de las características de esta cita que hace que esté en el punto de mira de la élite del freestyle internacional. Junto a la Namwon Corea Open, la Paris Slalom World Cup y la Osimo Hero Battle Cup Italiana, la prueba vallisoletana es una de las pocas competiciones de tres estrellas; aquellas que cuentan con la máxima categoría internacional y dotan a los deportistas de la máxima puntuación para dicho ranking.

Y si bien se podrá disfrutar de la exhibición en Salto del recordman mundial (precisamente  obtenido en Valladolid hace escasos meses con 1,71), el senegalés Dame Fall del equipo francés de Brest Roller, los ojos de la afición local estarán puestos en los 25 patinadores de los Rolling Lemons dispuestos a hacer historia en esta prueba de la Copa del Mundo. Entre este ‘batallón amarillo’ destaca Adriana Nieto, que ya sabe lo que es morder un metal internacional después de conseguir dos bronces en el

Europeo de 2021; uno en solitario y otro junto a sus compañeras del equipo de Speed Slalom: Eva Jiménez y Silvia Gerbolés.

Sin embargo, serán varios los patinadores locales dispuestos a dar la sorpresa. El anfitrión, el Club Rolling Lemons, cuenta con tres deportistas en el TOP 10 Mundial como son la mencionada Adriana Nieto, pero también Eva Jiménez y Álvaro Nieto, además de tener en sus filas -a mayores de los ya mencionados- a varios campeones de España como son Guille Masa, Álvaro Gerbolés, Verónica Martín, Llara Gómez.